martes, 26 de enero de 2016

PREMIOS CARLOS JEANNOT 2015 (DESDE DENTRO)

Las buenas ideas no suelen fluir a diario, o esa, al menos, es mi impresión. Sin embargo, cuando la Asociación Cultural Asturiana "Carlos Jeannot", que preside Julia Díaz, alumbró la idea de crear los premios con el nombre del reputado y recordado asturianista, ni se imaginaban la repercusión mediática del parto. Son muchas las personas que a nivel individual o colectivo luchan en Asturias por mantener vivas nuestras raíces y nunca está de más que se les reconozca ese mérito. Los premios "Carlos Jeannot" han venido a cubrir ese vacío distinguiendo (y premiando) la importancia que tienen en nuestra cultura la canción asturiana y el folclore tradicional. De ahí las siete modalidades que se contemplan en estos premios: canción asturiana masculina (premio que ganó Jorge Tuya), femenina (el galardón recayó en Lorena Corripio), de jóvenes (Alejandro Peláez se hizo con el trofeo); monólogo asturiano (premio para José Manuel Reguero "El Maestro"); gaitero solista (Álvaro Álvarez, dos trofeos Mccrimon lo avalan); bandas de gaitas (galardón para Xácara), y grupos folclóricos (se lo llevó Fitoria).

Los otros finalistas de las siete categorías daban lustre a las candidaturas: Marisa Valle Roso y Liliana Castañón (tonada femenina), Celestino Rozada y Álvaro Fernánde Conde (tonada masculina), Alicia Villanueva y Celia Noriega (tonada juvenil), Avelino Fernández "Velino El Rilu" y Ludivino Díaz "Pin de La Cotolla" (monólogo asturiano), La Laguna del Torollu y Villa de Xixón (bandas de gaitas), Ricardo Soberado y Vicente Prado "El Pravianu" (gaiteros solistas), y Asociación Coros y Danzas Jovellanos y Xeitu (grupos folclóricos). El cartel, de lujo, aunque hay muchos más candidatos merecedores del reconocimiento por el trabajo desarrollado a lo largo del año 2015. La cuestión es que fueron los propios artistas quienes votaron y eligieron a los ganadores, lo que elimina cualquier atisbo de duda en la votación.


El acto de entrega de premios (en un teatro abarrotado), visto desde dentro, rezumaba nervios, emoción contenida, alegría desbordada cuando se conocieron los premiados y pequeñas decepciones en los demás candidatos. Un trabajo silencioso pero de titanes dada la complejidad que presentaba la organización del acto que requería, además, un elevado número de contactos con las personas y colectivos implicados. Un guión elaborado al milímetro (Esther Fonseca y Alberto Cienfuegos "Míchel", sus artífices, además de ejercer de maestros de ceremonias) y unas actuaciones de tronío, previas a la entrega de premios, contribuyeron al realce del acto.


Cada categoría tenía su representante en el escenario en el apartado de actuaciones, que daban comienzo con la Banda de Gaites Ciudad de Oviedo (Asturias de mi querer y Camino de Europa). Breve introducción de los presentadores, los saludos de rigor y Josefina Argüelles, representando a la tonada femenina, entonaba "Soi de la cuenca minera". Empezaba a caldearse el ambiente. José María Montes Presa, ponía alto el listón del monólogo con "Padre de familia", composición propia. Un cuerpín de nueve años, alzó la voz para cantar "Escurecióme nel monte". Elvira Fernández ponía al público en pie con un desparpajo impropio de su edad, acompañada a la gaita por Valentín Fuente.


Representando a la modalidad de gaita, el maestro gaitero Xuacu Amieva, acompañado por Paula Amieva (percusión) y Laura Fonseca (violín), ofrecieron un set en el que encadenaban las piezas "Xicu", "Polka Les Xanes", "Xota de Rengos" y "Xota Babiana". Impresionantes. El Ché de Cabaños fue el invitado encargado de dejar alto el pabellón de la tonada masculina y así lo hizo con "Hoy llaven les escombreres", con la clase y el estilo que le caracterizan. Cerró la primera parte del espectáculo El Grupo Xuno bailando "El Pericote".


El Ochote Langreano, dirigido por Patricia Miriam Martínez, puso en liza la pieza de Sergio Domingo, "Los pescadores", para iniciar la segunda parte. Tras ellos un referente del género del monólogo, José Manuel Pandiella, daba a conocer el nombre del ganador en esa modalidad y le entregaba el correspondiente trofeo. Lo mismo hicieron Facundo Fernández en cuanto al apartado de tonada juvenil, Julia Díaz en el de bandas de gaitas, Josefina Argüelles en tonada femenina, Valentín Fuente en gaiteros solistas y Juan Manuel Martín Caso en el apartado de tonada masculina. Lucía Jeannot y Lucía Prieto Jeannot, hija y nieta del personaje que da nombre a los premios, leían el nombre del ganador en la modalidad de grupos folclóricos y le entregaban el premio.

Finalizada la ceremonia de entrega de premios hizo uso de la palabra el director del concurso Ciudad de Oviedo y vocal de la asociación organizadora, Juan Carlos González, felicitando a los ganadores, finalistas y toda la familia de la cultura asturiana. A continuación, La Banda de Gaitas La Laguna del Torollu, dirigida por Iñaki Sánchez Santianes, entraba en el teatro Filarmónica por el pasillo central a los sones de la "Danza de Arcos" y ponía el colofón al acto interpretando el "Asturias, patria querida", coreado por todos los asistentes. Las cámaras de la TPA se encargaron de que el acto llegase a todos los rincones de Asturias en un programa emitido el domingo siguiente, 24 de enero, a las 22h00. Imaginamos que con excelentes datos de audiencia.

Es de esperar que esta iniciativa tenga la continuidad que se merece y enero de 2017 alumbre la segunda edición de los premios CARLOS JEANNOT a la canción asturiana y al folclore tradicional. Con personas como Juan Carlos González y tantos y tan buenos artistas que florecen en esta tierra asturiana, que atesora abundante riqueza en tradiciones y en personas y colectivos que las preservan, no dudamos que así será. Enhorabuena a todos, de todo corazón.
Publicar un comentario